All in Spanish Slipknot news, photos, videos, and more…

Corey Taylor: “Rick Rubin está sobrevalorado, en exceso, y nunca voy a trabajar con él nuevamente”

El frontman de Slipknot y Stone Sour, Corey Taylor, realizó su cuarto concierto de su gira como solitario el pasado viernes (18/Nov/2011) por la noche en Dallas, Texas. Llamado “An Evening With Corey Taylor”, lo conciertos cuentan con Taylor haciendo el tanto de la palabra hablada y actuaciones acústicas, junto con sesiones de preguntas y respuestas con el público.

Cuando se le preguntó por un miembro del público acerca de su experiencia de trabajo con el legendario productor Rick Rubin (Red Hot Chili Peppers, Slayer, Audioslave, System Of A Down, Metallica), en el año 2004 con el álbum “Vol. 3: (The Subliminal Verses)” de Slipknot, Corey Taylor respondió:
“Esa es una pregunta muy peligrosa. Ahora hay algunas personas que les encantaría que fuera políticamente correcto, y no pisarle el pie básicamente. Trabajar con Rick Rubin fue una experiencia enriquecedora. Es de verdad una tremenda mente… Les voy a contar la maldita verdad. Rick Rubin aparecía por 45 minutos en una semana. Durante esos 45 minutos se echaba en un sillón, pedía que le acercaran un micrófono para no tener que moverse. Lo juro por Dios. Después decía, ‘Tócalo para mí’. El ingeniero tocaba, y a él le llegaba la sombra todo el tiempo. Olvida el hecho que la luz del sol no entraba en la habitación, era todo oscuro. Te ves en ese punto como un tarado. Entonces acariciaba su enorme barba e intentaba sacar la mayor cantidad de alimento posible de la situación. Y decía, ‘Tócalo de nuevo’, de pronto escuchabas ‘Para! Hazlo todo de nuevo. Tenía un asistente que media más de dos metros, padecía esa enfermedad donde no crece bello en tu cuerpo, era simplemente pelado. Se parecía al primo neurótico de Mr. Clean. Pero básicamente, manejaba la vida de Rick Rubin, como si estuviera en ella. Pasada la mitad de nuestros preciados 45 minutos, traía este plato de mierda. Asumía que era comida. Era fétido. Como si alguien se hubiese sumergido en el excusado lleno de excremento. Y se lo comía lo más rápido que podía. Entra ahí, con el tipo dejando su estela aromática por todos lados… Cuando estás trabajando no es agradable de ver y menos oler. Diré esto: Respeto lo que Rick Rubin ha hecho, respeto el trabajo que hizo en el pasado y lo llevó a estar donde está hoy, sin embargo, el Rick Rubin de hoy, es una sombra delgada de lo que fue. Está sobrevalorado, se le paga un dineral por lo que hace, y nunca en mi puta vida volveré a trabajar con él”

En una entrevista de 2008 con la revista Revolver, el percusionista de Slipknot, Shawn Crahan hablo acerca de trabajar con Rick Rubin:
“De lo que se trataba con ‘Vol 3’ era de rehacer la amistad y como que lo estábamos haciendo, fue realmente sencillo reconstruir la innovación de nuestra música. Escucha ese puto disco. Es espiritual. Rick Rubin es el oráculo. Se sentó con cada uno de nosotros. Oí cosas de otros miembros que no me interesa repetir. Gané un par de amigos. Quizá me haya creado un par de enemigos. Todos estuvimos de acuerdo en que íbamos a subirnos a una meseta de comunicación y eso es lo que hicimos”

En ese mismo artículo, el guitarrista de Slipknot, James Root fue citado diciendo:
“Rick fue realmente atento a lo que necesitábamos como banda. Él sabía que yo estaba pasando por mucha ansiedad. Un día llamaron a la puerta de mi habitación y era su asistente con unas gotas de hierbas que debes ponerte en la lengua para relajarte. Muchos de los chicos dicen que Rick no estaba nunca disponible. Y si, pilla un montón de proyectos a la vez pero también hace cosas que son beneficiosas. Escuchaba lo que hacíamos y nos hacía regrabar cosas que necesitaban ser rehechas. Es como el gran hermano de la colina. Pese a no estar ahí físicamente a diario, estaba presente. Ese es el disco favorito que hemos hecho”

Asimismo, hablando con la revista Revolver, Corey Taylor dijo:
“Yo no sé cómo es trabajar con Rick Rubin. Solo le vi como unas cuatro veces. Rick Rubin es un buen tipo. Ha hecho buenas cosas para mucha gente. Para mí no hizo nada. No estoy contento con las voces de ese disco. Hay muchas tomas que me parecieron mucho mejores que las que luego él usó (para el disco) y no me pidieron muchas de las mierdas (que se hicieron). Suena de maravilla; las canciones son geniales pero la factura era de una cantidad espatarrante de dinero. Y para mí, si vas a producir algo, tienes que estar ahí, joder. Me da igual quien seas”

Fuente: Blabbermouth

Anuncios

Los comentarios están cerrados.